¿Qué es una hipoteca autopromotor?

Cuando pensamos en comprar una casa nueva, es inevitable pensar también en la hipoteca. En este artículo te vamos a hablar de lo que es una hipoteca autopromotor, un tipo de hipoteca que te puede resultar interesante, sobre todo si vas a construir tu propia vivienda. Las hipotecas autopromotor deben su nombre al antiguo término con el que se conocían, promotor, ya que eran préstamos que se daban a las promotoras, debido a que estas eran las encargadas de la construcción. En este caso, la cosa cambia y es el propio usuario particular quien decide construir su propia vivienda, de ahí que se haya creado ese juego de palabras entre ambos términos.

Evidentemente, esta hipoteca autopromotor difiere de una hipoteca, tal y como tradicionalmente la conocemos. En este caso, la principal diferencia se basa en que el banco, decide prestar el dinero por adelantado a la persona en particular, debido que la vivienda no existe y que esta necesita de fondos para ir construyéndola. Estos fondos no se dan todos de golpe, si no que se van ofreciendo conforme el estado de construcción de la vivienda va avanzando y para ello, es necesario contar con el certificado de un arquitecto.

¿Cómo conseguir una hipoteca autopromotor?

Si quieres construir tu propia vivienda y te gustaría disfrutar de una hipoteca autopromotor, como en la gran mayoría de productos bancarios, debes de cumplir una serie de requisitos.

En primer lugar, tienes que demostrar que eres el propietario del terreno en donde vas a construir. De la misma forma que una constructora necesita acreditar esa propiedad cuando lleva a cabo una obra, una persona en particular también debe de dárselo a conocer al banco. Es importante tener claro que debe de ser la misma persona que solicita la hipoteca promotor la que figure como propietaria del terreno, de no serlo, no se la concederá la hipoteca. De la misma forma, si no es la propietaria del terreno, tampoco podrá optar a dicha hipoteca. Para poder acreditar la propiedad del terreno, este debe de ser inscrito en el Registro de la Propiedad, por lo que estaríamos hablando del paso previo a seguir, de cara a poder demostrar la titularidad de nuestro terreno.

Licencia de construcción necesaria

Al igual que sucede en una promotora, en este caso, debemos de tener una licencia de construcción que nos permita construir la vivienda. Llegado a este punto, te recomendamos que cuentes con todos estos aspectos por adelantado, es decir, la propiedad del terreno y la licencia de construcción, antes de acudir a pedir el préstamo. Esto es debido a que, si no cumples con alguno de estos requisitos, te será imposible conseguir la hipoteca promotor.

Así mismo, y como buen préstamo que es, deberás de demostrar al banco que dispones de un buen estado económico. El banco se tiene que asegurar que la obra va a llegar a buen puerto y que por supuesto, va a poder recuperar su dinero más adelante. En este caso, las posibles deudas que tengas, es algo que juega en tu contra.

Finalmente, y para que quede todo claro, deberás de contar con los dos aspectos finales, disponer de un presupuesto de ejecución por parte de una empresa constructora y tener la aprobación del Colegio Oficial de Arquitectos que certifique que el proyecto puede llevarse a cabo. Con este par de documentos en regla, habrás superado todos los escollos para poder conseguir la hipoteca promotor y a partir de aquí, será cuando empieces a llevar a cabo la construcción de tu nuevo hogar. Con el tiempo, se irán liberando el resto de fondos que te permitirán seguir con la construcción de tu nueva casa.

Hodnocení kategorie 4.5
¿Qué es una hipoteca autopromotor? Avaluación de los visitantes 4.2/5 de 61 votos.
Roger Molins Roger Molins(LinkedIn)
Soy escritor y consultor freelance para empresas y particulares, con un énfasis particular en el ámbito del fintech, la tecnología, los startups y el marketing online. Mas informacion...

Información Hiperprestamopublicidad

Préstamos fiables